21 abril, 2017

Ven Conmigo

Hola lectorxs, ¿cómo estáis?
Hoy os traigo la reseña de Ven Conmigo, un libro muy especial que me llegó al corazón.
Lo recomiendo muchísimo y espero que os animéis a leerlo.



Sinopsis

Un trozo de papel, encontrado en el bolsillo de un viejo abrigo, lleva a Franco Solfi, un hombre de ochenta años, a emprender un largo viaje en busca de Irina, el amor de su vida.

Un mensaje que llega del pasado con muchos años de retraso, y que rompe con una serie de convicciones, abriendo el camino a la necesidad de reunir las piezas perdidas del rompecabezas de su vida.

A través de un viaje de setenta y un días, pasando por dos continentes, el protagonista dirige su mirada hacia sí mismo logrando ver el camino recorrido, recomponiendo las piezas de su propia existencia entre convicciones, ilusiones, elecciones ideológicas y desviaciones; un viaje que, aun siendo realizado al umbral de los últimos años de vida, le permitirá a Franco comprenderse íntimamente, comprender el sentido de sus decisiones de vida y reencontrar, en una nueva y profunda forma, a la mujer que siempre ha amado.
 
Mi opinión

Tengo que comenzar agradeciendo a la editorial Chiado por el envío del que ha resultado ser un libro precioso de principio a fin con el que he podido sentir y “vivir” cada momento de la vida del protagonista.

Esta historia está narrada por el personaje principal y en ella nos cuenta sucesos de su vida en el periodo de la segunda guerra mundial mientras fue joven, y el viaje que emprende con sus 80 años para reencontrarse con un amor que todavía sigue significando todo para él.

Franco Solfi es nuestro personaje principal. Se trata de un hombre que se perdió a sí mismo al ser traicionado por el sistema en el que creía, pero que al final pudo crear sus propias ideologías y retomar identidad encontrándose a sí mismo.

Igor es un personaje clave e imprescindible en el viaje que emprende Franco por el mundo y, tengo que decir, que ha sido uno de mis personajes favoritos (por no decir EL FAVORITO)

Irina Shestakova es el amor que va Franco a buscar a América. El personaje está bien hecho, pero he conectado menos de lo que pensaba con ella.

Eso sí, hay una frase que la define y me encanta:


«Ya había tenido modo de intuir cuanto lo valiente que era, pero fue con ese gesto que Irina me lo confirmo definitivamente. No le hacía caso a nadie, se lanzaba de cabeza si creía en ello.»


Dimitri Golubev es otro personaje clave en la vida personal de Franco y me gustó muchísimo. Se le conoce a la perfección, hasta el punto de poder llorar con él.

Otra cosa que tengo que mencionar es lo ligera que es la lectura a pesar de todas las referencias históricas que tiene. En ningún momento me sentí perdida al leer el libro ya que el autor supo narrar de forma que si el lector no tuviese ni idea de historia o política pudiera entenderlo. Además de eso me gustó mucho la historia con Irina, como la busca viajando a lugares nuevos para luego saber la verdad. Fue todo muy emocionante y triste al final.



Puntuación 
4/5
❤❤❤❤ 
Espero que os haya gustado.
Decirme en comentarios que os ha parecido y si os llama la atención o no.
Hasta la próxima :)

3 comentarios:

  1. Hola!! Pues al leer la sinopsis me ha recordado un montón a la peli de Cartas a Julieta, con eso de buscar a un amor de hace un montón de años y la verdad eso me encanta! Al principio al ver la portada me ha parecido súper sombría, pero al leer la sinopsis todo ha cambiado, y con tu reseña más aún, creo que este libro me podría gustar muchísimo, pero tengo una lista que madre mía.. te puedes morir si te la cuento, aunque apuntado queda ♥️

    ResponderEliminar
  2. Holaaa
    Yo también formo parte de la iniciativa SEAMOS SEGUIDORES, ya te sigo con mi perfil de Google+ (Nayade Garcia)
    Te dejo aquí mi blog: http://elmundodenaya.blogspot.com.es/
    Un besazo!

    ResponderEliminar
  3. ¡Hola!

    La verdad es que el libro es muy bonito y a juzgar por tu reseña creo que me gustaría aunque ahora mismo prefiero otro tipo de historias...

    ¡Nos leemos!

    ResponderEliminar